Hello there! We are conducting a survey to better understand the user experience in making a first edit. If you have ever made an edit on Gamepedia, please fill out the survey. Thank you!

Jabaespín

De Wowpedia
Saltar a: navegación, buscar
Jabaespines
Quilboar Art Blizzard Samwise.jpg
Facción/Afiliación
Clases
Capital racial
Líder racial
Montura racial
Planeta de origen
Idioma primario
Idiomas secundarios

Los jabalíes espinados (WC3), jabalíes emplumados (RPG) o jabaespines (WoW) son una raza de primitivos humanoides nativos del continente de Kalimdor que tienen espinas afiladas como cuchillas en sus musculosas y encorvadas espaldas. Lucharon desde hace tiempo por los derechos de su tierra contra los orcos desde su inmigración de los Reinos del Este. Muchas personas los llaman simplemente "hombres cerdo".

Estas resistentes y audaces criaturas viven en los Baldíos centrales de Kalimdor, en el intrincado laberinto de espinas llamado Zahúrda Rajacieno.[1] Después de la Guerra de los Ancestros y el subsiguiente Gran Cataclismo del mundo, el ambiente de los jabaespines se volvió cada vez más hostil. Forzados a luchar por alimentos y tierras preciosas contra los tauren y los centauros, fueron desarrollándose como guerreros eficientes y agresivos.[2]

Historia[editar | editar código]

Hace diez mil años, durante la Guerra de los Ancestros, el poderoso semidiós Agamaggan se sacrificó para salvar Azeroth de la ruina en la invasión de la Legión Ardiente. Con el paso del tiempo, en las zonas donde su sangre fue derramada, masivas viñas con hileras de espinas brotaron de la tierra. Los jabaespines, creyeron ser la mortal descendencia del poderoso dios, viniendo a ocupar estas regiones, ofreciéndolas como sagradas. El corazón de estas colonias de espinas fue conocido como "Rajacieno".

Después de la Guerra y el subsiguiente Gran Cataclismo del mundo, el ambiente de los jabaespines se tornó hostil.

Cultura[editar | editar código]

The RPG Icon 16x36.png Esta sección aborda contenido exclusivo de Warcraft RPG y se considera no canónico.

Imagen del Manual of Monsters.
Jabaespín Crines de Acero.

Los jabaespines son una raza dispersa que no posee una tierra a la cual llamar hogar y esto se debe a los siglos de agresión contra los tauren, centauros y otras especies que se atravesaron por su camino. Son seres matones y terroristas que viven al margen de otras sociedades y valoran altamente la fuerza. Las crías hembras y los vástagos machos enfermizos a menudo son abandonados a su suerte por lo que sólo sobreviven los más fuertes. Consideran que la familia es importante pero sólo como fuente de guerreros para hacer frente a sus enemigos. Casi desde el nacimiento, los jóvenes jabaespines son adoctrinados para mostrar odio a otras razas inteligentes. No mantienen ninguna distinción entre política y religión ya que sus líderes casi siempre también ejercen la labor de líderes espirituales. Las bandas son lideradas casi siempre por un chamán mientras que los pequeños grupos son dirigidos por el guerrero más fuerte, al que denominan como bruto. Las leyes que gobiernan a los jabaespines son sencillas.[2]

Para que la tribu sobreviva, los jabaespines deben procrear y las hembras deben llevar la carga de proteger la descendencia. Cada miembro desempeña un papel específico en la estructura tribal.[3] Su sociedad normalmente es liderada por un macho, aunque actualmente Charlga Filonavaja ejerce el papel de líder racial. De todas formas, es común que las hembras oculten sus rostros y púas, no se les permite otros ornamentos y pueden ser asesinadas con el simple acto de tocar un arma (aunque este no es siempre el caso).[2] Pese a esto, no sienten resentimiento y los machos no se ven superiores a ellas. Los jabaespines machos tienden a ser más altos, pesados y fuertes que las hembras. Un adulto promedio pueden medir alrededor de 170 centímetros y pesar 100 kilos, mientras que una hembra madura mide 150 centímetros y pesar 68 kilos. Por esta razón, sólo los machos siguen el camino del guerrero. Las hembras poseen instintos tribales tan fuertes que la mayoría ni siquiera piensa en seguir el camino de los machos aunque hay ocasiones en las que una hembra decide tomar parte de la batalla, si efectivamente demuestra ciertas habilidades. Estas mujeres se ganan un nombre y son respetadas.[4] En ocasiones, una cría hembra muestra tal fuerza sobrenatural que el chamán la considera como macho. Entrena como guerrero y viven en todos los sentidos como machos, incluso cuando toman parejas hembras. Leyendas tribales sostienen que tales uniones han producido guerreros jabaespines excepcionales, aunque ningún estudioso lo ha podido confirmar, por tanto se trata de una mera especulación.[3] En cuanto al camino chamánico, no hay distinción de género. Tanto hembras como machos son lo suficientemente respetados como para ejercer cargos de poder en la tribu.[4]

Las mujeres y los niños se someten a los machos adultos, quienes a su vez se someten a cualquier jabaespín más fuerte, quien a su vez obedece a un chamán. El castigo por no respetar este orden puede ser muy severo como la pérdida de una mano o de un ojo, que son castigos comunes aunque algunos casos han visto la muerte, particularmente cuando se trata de machos o hembras que no pueden defenderse en combate. Estos castigos están destinados exclusivamente a sacrificar a los débiles. En vez de morir enfermos en cama o producto de algún castigo, los guerreros de avanzada edad prefieren lanzarse contra los enemigos pese a saber que no pueden derrotar.[2]

Razormane Bristleback.jpg

Los jabaespines son una raza con una mentalidad alienígena y una devoción servil a su tribu y defienden su territorio con tal celo que bordea el fanatismo. Se preocupan solamente en asegurar la supervivencia de su especie a tal punto que los miembros más débiles se sacrifican a sí mismos para beneficio de otros. Muchos forasteros los ven como unos cerdos estúpidos y depravados predadores, pero la realidad es que los jabaespines poseen una sólida estructura social con leyes que respetan profundamente. Las únicas leyes que valoran son precisamente, las suyas. Nacen con un impulso instintivo de preservar su especie y siempre quieren más territorio para así incrementar el tamaño de su tribu. Esa es la razón por la cual actúan como matones, constantemente amenazando y hostigando a sus vecinos.

Debido a los rigores de su sociedad, las crías de los jabaespines crecen rápidamente. Un ejemplar alcanza la madurez aproximadamente a los tres años, tan pronto pueda caminar y sostener una lanza. Las madres no pasan el tiempo consintiendo a sus crías por eso los enfermos suelen morir. No forman familias normales pues las hembras compiten por la atención de los machos más fuertes y toda la tribu cuida a los bebés. Para sostener y formar la mejor tribu posible, los jabaespines destruyen los celos y rivalidades internas y cooperan de manera coordinada para asegurar el bienestar de la tribu. Los especímenes más ancianos, demacrados y débiles que sienten que no pueden ayudar de ninguna manera a su sociedad prefieren la paz eterna. Los jabaespines no necesitan ejecutarlos, el anciano se destruye a sí mismo con el único deseo de ayudar a la tribu. Muchos buscan la muerte en batalla pero normalmente no es una opción. Lo que hacen es adentrarse en el desierto para morir, con la esperanza de asesinar al menos a una bestia que represente una posible amenaza para los suyos. La sociedad jabaespín no ve esto como un ritual suicida, sino que lo aprecian como un acto de valentía y devoción.

En torno a todo esto, las tribus de jabaespines a menudo realizan ceremonias cuando un miembro anuncia su decisión de "tomar la caminata", en honor a su sacrificio venidero. Las hembras realizan este ritual suicida una vez superaron su edad fértil. En general, la raza cree que en la vida después de la muerte encontrarán seguridad y comodidad al entrar en un reino donde toda la tierra pertenece a los jabaespines y no existen enemigos que amenacen su existencia. Todos luchan con fuerza y valentía, batallando contra monstruos y presas por simple diversión. Los jabaespines veneran a Agamaggan, un eterno y ancestro jabalí asociado a los elfos de la noche del cual creen que es el progenitor de su raza. Al derramarse su sangre, se dice que enormes vides brotaron de la tierra para servir de hogar a los jabaespines.

Los chamanes de la tribu enseñan que la ley de lo salvaje es el estándar que todos los miembros deben seguir: la supervivencia del más apto. Cuando un depredador sacrifica a los débiles de la manada, es motivo de celebración. Los que mueren lo hacen con mucho gusto, sabiendo que incluso con su muerte contribuyen al éxito de la tribu. A pesar de su inteligencia limitada, tienen un buen sentido común. Al menos un jabaespín de cada generación sigue el camino del chamán. No es que busquen convertirse en chamanes, algunos son recompensados con el derecho a estudiar con los ancianos cuando son visitados en sueños por chamanes que vivieron en otro tiempo. Esta clase normalmente alcanza posiciones de prestigio y liderazgo en la tribu y es común que las hembras sigan este camino.[5] Al alcanzar la plena facultad para ejercer como chamanes, pueden combatir o causar enfermedades, controlar la naturaleza e invocar espíritus jabalíes. Según los chamanes jabaespines, la existencia de la enfermedad se debe a la intrusión de otras especies en sus tierras legítimas.[2]

Aunque son criaturas omnívoras, los jabaespines prefieren el sabor de la carne.

Idiomas[editar | editar código]

Hablan común y bajo común como idiomas principales y a veces aprenden los idiomas de sus enemigos.[6]

Tácticas militares[editar | editar código]

The RPG Icon 16x36.png Esta sección aborda contenido exclusivo de Warcraft RPG y se considera no canónico.

Jabaespines.

Los jabaespines son despiadados en batalla. Sus guerreros luchan sin temor por su seguridad personal sabiendo que si mueren ayudarán a que el resto de su tribu crezca. Muchos los ven como suicidas cuando ciegamente cargan y sin escrúpulos se lanzan al ataque para defender sus tribus. Para los jabaespines, la muerte es una parte más de la vida, no deseada pero no temida por completo.

Luchan mejor en manada. Sus rápidas embestidas y gritos de batalla frenéticos llevan a los enemigos a creer que son imprudentes y desorganizados cuando en realidad usan estrategias definidas. Rodean a sus adversarios cuando es posible y aprovechan cualquier acción de ayuda para derribar a oponentes difíciles. Nunca se retiran, de hecho ven esta acción como un signo de debilidad.[7]

A diferencia de los ataques enjambre de los múrloc, los jabaespines luchan en grupos rígidos, rodeando a sus enemigos y coordinando ataques. La muerte de un compañero de banda no debilita el poder del grupo, más bien la muerte refuerza a sus compañeros restantes, instándolos a mayores exhibiciones de habilidad y astucia.

Los chamanes, también conocidos como tejespinas, actúan como comandantes, sanando y alentando al grupo. Cada manada tiene al menos un tejespina entre sus filas, dependiendo del tamaño. Estas criaturas se lanzan al ataque melé junto a sus hermanos, lo cual no es común en otras razas. Los tejespinas suelen crear tótems de curación y reforzar sus tropas con espíritus invocados, especialmente jabalíes. Cada chamán consigue poder adicional al presenciar la muerte de un aliado pues el espíritu de un jabaespín caído potencia sus hechizos así como su fuerza.[8]

Asentamientos[editar | editar código]

La gran masa de Horado Rajacieno fue conquistada por la vieja bruja Charlga Filonavaja. Bajo su gobierno, los chamánicos jabaespines lanzan ataques sobre las tribus rivales y también sobre las aldeas Horda. Algunos creen que Charlga ha llegado incluso a negociar con agentes de la Plaga, aliando a su ingenua tribu con las filas de los no-muertos para algún propósito insidioso.

Construida con las mismas vides que Horado Rajacieno, Zahúrda Rajacieno es la capital tradicional de la raza de los jabaespines. El laberinto de espinas que se extiende por todas partes, aloja un verdadero ejército de leales jabaespines junto con sus altos sacerdotes, la tribu Caramuerte. Sin embargo, recientemente una sombra de mal presagio ha caído sobre la rudimentaria guarida.

En Los Baldíos existen dos tribus dominantes: los Crines de Acero y los Erizapúas. Zahúrda y el Horado por su parte, están ocupadas por los Caramuerte y los Rajacieno. Los jabaespines en general habitan territorios como Mulgore, Los Baldíos y Durotar.

Jabaespines conocidos[editar | editar código]

Nombre Rol Condición Localización
Combat [32-62]  Aggem Malaespina Antiguo profeta de la tribu Caramuerte y líder espiritual en el Horado Rajacieno. Espíritu matable Horado Rajacieno
Combat [25-62]  Anciana mística Filocico Espécimen raro de Los Baldíos del Norte. Matable Colina Espinosa (Los Baldíos del Norte)
Combat [13-22]  Capitán Colmillo Plano Espécimen raro de la tribu Crines de Acero. Matable Durotar
Boss [33-62]  Charlga Filonavaja Jefa de las tribus Rajacieno y del Horado Rajacieno. Matable Horado Rajacieno
Combat [5]  Chivato jefe Mantospina Jefe de la tribu Erizapúas. Matable Guarida de Mantospina (Mulgore)
Boss [35]  Clamatierras Halmgar Chamán del Horado Rajacieno. Desconocido Visto por última vez en el Horado Rajacieno
Combat [34-62]  Geosacerdote Gukk'rok Espécimen raro de la tribu Erizapúas. Matable Los Baldíos del Sur
Combat [12-22]  Geoseñor Motas Espécimen raro de la tribu Crines de Acero. Matable Durotar
Combat [35-62]  Hagg Taurruina Campeón de la tribu Crines de Acero. Matable Loma Espina Negra (Los Baldíos del Sur)
Combat [11-60]  Kreenig Gruñucico Responsable de los ataques de la tribu Crines de Acero a caravanas de Los Baldíos del Norte. Matable Los Baldíos del Norte
Combat [21]  Kuz Rastreador de la tribu Crines de Acero que salió del Horado Rajacieno para encabezar incursiones contra la Horda. Desconocido Visto por última vez en Los Baldíos
Combat [4]  "Lento" Matospina Espécimen raro de Mulgore. Matable Mulgore
Combat [25]  Lok Aterraorcos Antiguo jefe de la tribu Crines de Acero. Desconocido Visto por última vez en Los Baldíos
Combat [23]  Nak Hechicero de la tribu Crines de Acero que salió del Horado Rajacieno para encabezar incursiones contra la Horda. Desconocido Visto por última vez en Los Baldíos
Combat [32-62]  Portavoz de la muerte Jargba Antiguo capitán de la tribu Caramuerte y líder espiritual en el Horado Rajacieno. Espíritu matable Horado Rajacieno
Combat [31-60]  Quebrantadientes Actual jefe de la tribu Crines de Acero. Matable Los Baldíos del Sur
Boss [32-62]  Roogug Ssobrestante de todos los geománticos de Rajacieno. Matable Horado Rajacieno
Boss [32-62]  Señor de la Guerra Colmicarnero Comandante de las fuerzas militares de Rajacieno. Matable Horado Rajacieno
Combat [33-62]  Suingart Cuerolanza Espécimen raro de la tribu Erizapúas. Matable Los Baldíos del Sur

Trivialidades[editar | editar código]

  • Aunque el Manual of Monsters afirma que las hembras jabaespines juegan un papel no tan importante en la sociedad aparte de producir crías, World of Warcraft contradice esto. Casi todos los jabaespines lanzadores de hechizos son hembras con un busto claramente visible como parte de su modelo. Además, la tribu Rajacieno es liderada por una hembra.
  • En varios territorios de jabaespines se pueden encontrar rocas con dibujos de arpías u otros tipos de humanoides voladores pintados de rojo.

Galería de dibujos[editar | editar código]

Referencias[editar | editar código]